La biblioteca digital del aula con ‘aNobii’

En San Antonio, Texas, se inaugurará la primera biblioteca cien por cien digital. El proyecto nombrado BiblioTech no pretende sustituir ninguna biblioteca tradicional, se perfila como un complemento a la red de bibliotecas. Con ‘aNobii’ el docente puede crear su propia biblioteca de libros recomendados para la clase e incluirla en el blog de la escuela.

FUENTE: BiblioTech, las bibliotecas sin libros de papel (Los Tiempos)

ORIENTACIÓN PEDAGÓGICA:

Esta noticia puede servir como pretexto para analizar la implantación y utilización de las nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC)  tanto en el entorno educativo como en otros ámbitos de la vida cotidiana, como puede ser el sector de las bibliotecas y la difusión cultural. Por otro lado, también podemos trabajar conceptos básicos de alfabetización tecnológica.

Se puede iniciar la actividad en el aula leyendo detalladamente la noticia y comentando, entre todos, qué ha supuesto la implantación de las TIC en el sector cultural, reflexionando sobre las grandes posibilidades que ofrece a la hora de democratizar la cultura y ofrecer un acceso más universal a la lectura de determinadas obras. Seguidamente, también se puede preguntar al alumnado sobre el significado de algunos conceptos básicos relacionados con el tema de la noticia, como por ejemplo: contenidos digitales, libros digitales, TIC o lector de libros digitales.

Además, el docente debería incitar a los alumnos a definir, entre todos, el concepto de biblioteca virtual y descubrir sus características diferenciadoras. A continuación, tras informarse vía Internet, se puede confeccionar grupalmente un listado de los principales ejemplos de bibliotecas virtuales disponibles, como por ejemplo la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, la Biblioteca Virtual de Andalucía o la Biblioteca Valenciana Digital. Navegar por ellas sería interesante para familiarizar al alumnado con la consulta en línea de información, fomentando así un buen uso de las TIC en el aula.

En relación al proyecto Bibliotech mencionado en la noticia, el alumnado puede reflexionar en pequeños grupos sobre esta iniciativa, intentando anotar cuáles son las ventajas y los inconvenientes con los que pueden encontrarse sus usuarios y cómo podrían paliarse estos últimos. También pueden imaginar que forman parte de un grupo de bibliotecarios que pretender crear una biblioteca digital y deben definir las características principales del proyecto. De esta forma, pueden elaborar un escrito, para presentarlo a sus compañeros, donde identifiquen los objetivos que quieren conseguir con la creación de la biblioteca digital, sus principales destinatarios, cómo se efectuará el proceso de préstamo digital, etc. Una vez presentados todos los proyectos en el aula, el alumnado, en gran grupo, puede analizar en qué contextos puede ser de gran utilidad la implantación de una biblioteca con estas características.

Finalmente, se puede proponer a los estudiantes que reflexionen en torno a la aceptación de este tipo de servicios en determinados contextos sociales. Para ello pueden elaborar una pequeña encuesta en su entorno más próximo sobre determinados aspectos de alfabetización digital (conocimiento y uso de las TIC) y si se utilizaría el servicio de una biblioteca digital. Los resultados pueden ser comentados en clase.

PROPUESTA TIC:

Existen diversas bibliotecas digitales que pueden resultar muy útiles en contextos educativos. Entre ellas, podemos señalar dos ejemplos concretos: la ‘Biblioteca Digital Mundial’ y la ‘HpBookPrep’, una biblioteca que te permite consultar libros que ya no se editan.

La ‘Biblioteca Digital Mundial’ es una biblioteca digital internacional creada por la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos y la UNESCO en 2009. En sus fondos podemos encontrar 5000 documentos históricos relacionados con la cultura de diferentes países del mundo. Está disponible en varios idiomas y ha sido creada con la ayuda de bibliotecas tan destacadas como la Biblioteca Alexandrina de Egipto, la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos y otras bibliotecas nacionales y algunas instituciones culturales y educativas de más de diez países.

Las búsquedas pueden realizarse por regiones de procedencia de los documentos o por período histórico en el que fueron escritos. Por tanto, puede ser una buena opción a la hora de trabajar ciertos documentos históricos. De esta forma, ya sea en clase de historia o en otras materias, con el alumnado podemos observar las potencialidades de las bibliotecas online realizando ejercicios de consulta de documentos concretos. Posteriormente, se puede reflexionar sobre las posibilidades que tienen estas plataformas para garantizar la difusión y democratización del conocimiento.

Por otro lado, con ‘HpBookPrep’, un nuevo proyecto en fase beta desarrollado por HP, podemos acceder a obras que ya no se editan o están descatalogadas. Con esta aplicación podremos buscar el libro que nos interesa introduciendo su título, autor o palabra clave, y posteriormente previsualizar y, si lo deseamos, imprimir libros que ya no podemos adquirir en librerías o que son muy difíciles de encontrar actualmente. Si tan sólo nos interesa previsualizar y leer el libro online podremos hacerlo de forma gratuita y sin registro previo. Si deseamos imprimirlo podemos hacerlo mediante los servicios ofrecidos por Lightning Source y deberemos abonar unos 30 dólares por la impresión y envío de la obra.

Esta herramienta puede ser de utilidad en el aula de historia, tal y como hemos indicado anteriormente al referirnos a la ‘Biblioteca Digital Mundial’, en clase de ciencias, dado que incluye libros de eminentes científicos, como por ejemplo Einstein, o para clase de literatura, pudiendo acceder, entre otros, a libros de Azorín o Quevedo. Éstos son algunos de los libros accesibles desde esta aplicación. Las posibilidades son múltiples y, por tanto, puede ser muy útil en el ámbito educativo.

Finalmente, ‘aNobii’ es una web que nos permite crear nuestra propia estantería de libros recomendados para la clase, incluyendo comentarios y opiniones de cada libro. Para ello sólo debemos registrarnos en el servicio y comenzar a diseñar nuestra estantería de lecturas de clase que, finalmente, podemos incluir en un blog de la escuela o del aula, por ejemplo. Además, esta aplicación también funciona como una red social para lectores ya que es posible recomendar libros y compartir opiniones sobre ellos.

Bajo estas letras, podéis ver un videotutorial con instrucciones para iniciarse en el uso de ‘aNobii’.

OTRAS FUENTES:

Una biblioteca sin papel (ElMundo.es)

BiblioTech, las bibliotecas que no usan libros de papel (La Nación)

Bibliotecas sin libros (El Cultural.es)

PARA SABER MÁS:

Bibliotecas digitales:
12

Biblioteca Digital Mundial

Bibliotecas digitales hispanas:
123

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Top
Ir a la barra de herramientas